SEGUIDORES: SE TRATA DE LA HUELLA DE CADA SEGUIDOR, ¡AL OJO! ¡DEJE AQUÍ SU HUELLA!

martes, 14 de febrero de 2012

Estreno sorpresivo, gran película italiana: "El amante"

Con El amante, donde los conceptos son más valiosos que los acontecimientos y con una fuerza emocional del carajo y pausada, uno entiende que un filme así difícilmente salga de Hollywood. Uno de mis directores preferidos es el italiano Luchino Visconti, por sus importantes logros ideológicos y estéticos con el cine. Mientras veía la película El amante, sentía que estaba ante Visconti, aunque su director fuera otro, desconocido para mí: esta es la primera cinta que le veo a Luca Guadagnino, nacido en Palermo, en 1971, de padre italiano y madre argelina, con apenas cuatro cintas en su filmografía a hoy. Es la historia de una mujer rusa casada con un italiano ricachón. Así, tenemos una mirada viscontiana, penetrante y –adrede– antipoética sobre los usos de la burguesía. La imagen y los diálogos se comportan en unidad férrea y el hilo conductor se transmite, con elegante montaje, por medio de sabrosos platos de comida. Este cine es para un público exigente y –a la larga– escogido, por lo que resulta arriesgado mientras pasa por todos los sentidos del espectador, con una larga secuencia erótica de gran riqueza plástica. (wvs)
Crítica completa en:

18 comentarios:

Wílliam Venegas dijo...

EL AMANTE

Título original: Io sono l’amore
Italia 2009
Género: Drama
Dirección: Luca Guadagnino
Elenco: Tilda Swinton, Flavio Parenti, Edoardo Gabbriellini
Duración: 123 minutos

Calificación: CINCO estrellas de cinco posibles

Wílliam Venegas dijo...

"El amante", pésimo título, porque le es mejor el usado en España: "Yo soy el amor", no tuvo éxito inmediato. Fueron los premios subsiguientes y sus postulaciones al Globo de Oro y al Óscar los que marcaron la atención de la crítica y, ahora, sorpresivamente, nos llega al país.

Wílliam Venegas dijo...

Los planos del filme se enriquecen con la música siempre oportuna, que refuerza el drama interior de los personajes: la esposa, el esposo y cada uno de los hijos, más el “intruso” que viene a desarticular la falsa armonía burguesa. Cuando se rompen las ataduras, el costo será muy alto, a tono con la tragedia.

Roger Ebert / Chicago Sun-Times dijo...

"Una película asombrosa. Es profunda, rica, humana."
Puntuación: **** (sobre 4)

Javier Ocaña / El País dijo...

"Una película soberbia, sorprendente, con la mirada fija en la obra de Visconti. Y sin embargo no puede ser más moderna, más arriesgada"

Martes Carnaval dijo...

Excelente la interpretación de Tilda Swinton. Ante las hipertérmicas escenas de amor, que para mí ya justificarían la película por su originalidad y rotundidad, uno se acuerda de la teoría hitchcockiana de que una gélida rubia —Grace Kelly, por ejemplo— era mucho más eficaz en las secuencias eróticas por lo impredecible que era en ella una fogosa sexualidad.

Senior dijo...

Perdónale, sr. conde

Dicen que tiene el aroma de las películas del gran Luchino Visconti. Que Dios -y el conde, allá donde esté- les perdone solo por nombrar al maestro.
Lo que ha hecho este tal Guadagnino, con los dineros de la Swinton entre otros, no es sino un producto pretencioso, que parece tocar muchos palos y no llega a casi nada en ninguno de ellos.
Personajes mal desarrollados, tramas con escaso interés y mucho énfasis en la realización, con abundancia de planos de relleno para hacer bonito. Todo ello acompañado de una música estridente que por momentos se vuelve hasta irritante.

Roncahuita dijo...

CINEARTE:
Alegra que se les haya "colado" una buena película de un director que no conocemos. Veremos "El
amante"
.................................................................................
Cine español contemporáneo: (Dos filmes de David Trueba)
"SOLDADOS DE SALAMINA"
( Con Adriana Gil, Diego Luna...)

"Una película hermosa y estremecedora" (Ángel Fdez. Santos: Diario El País)

"LA BUENA VIDA" (Con Fernando Ramallo, Lucía Jiménez...)

"Bien rodada, adulta, madura. Una mirada demoledora sobre la adolescencia" (Antonio Albert: Cinemanía)

Roncahuita dijo...

GENERACIÓN REBELDE

"REFLEXIONES SOBRE LA LEY ANTITABACO"

La "ley antitabaco", debe ser redactada con conocimiento, experiencia, sabiduría, racionalidad y con estricto apego a la convención de derechos humanos, al convenio firmado y a la constitución.
Pero eso es pedir peras al olmo y la Asamblea Legislativa, como afirman muchos, parece un bosque de olmos.

Roger Rabbit dijo...

Los cines que muestran esta película quedan demasiado lejos, >:-( no es justo.

Justo Poe, seudónimo del poeta Frank Ruffino dijo...

ffa

Gladys López dijo...

Aparte de que Tilda es una artistaza! Espero ir a verla pronto.

Gladys López dijo...

Y arrancó el cine sonoro de Chaplin con buen suceso, porque otra vez el Variedades hasta el copete.
Impresionante El Gran Dictador, sobre todo porque nos parece estar viendo un filme que pudo haberse filmado ayer, de tan vigente su planteo sobre la mecánica del Poder.

Me encantó la pregunta de un trabajador, con acento "paisita" que preguntó en el cineforum:

"Quisiera saber si Hitler vio esta película".

- Claro. Contestó Gonzalo. El führer la vio tres veces.

Yo añado: Ojalá y quienes integran la clase política, sigan viéndola y todos los días y a todas horas. Y el pueblo ntambién, para elevar nuestra conciencia.

Otra vez gracias a MI BUTACA.

Katmarce dijo...

Hola DW: Paso por acá y veo que desde la última vez que lo visité solo hay un par de entradas de por medio. Esta peli no la he visto, la tendré presente por su excelente recomendación.

Le comento que ayer finalmente vi "Medianoche en París" y, bueno, no soy muy asidua a Woody Allen pero esta peli me encantó. Ya veo porqué ha tenido tan buenas críticas. La historia es divertida, las actuaciones buenas, la fotografía exquisita y el ambiente es muy cálido, justo para enamorarse en París.

Saludos,
Katmarce--
submarinopimienta.blogspot.com

Sergio dijo...

Desde el 2009 que vi esta película creí que era algo fuera de lo común y no muchos la apreciarían. Entonces resulta que de cosas locas que pasan logra llegar a cines ticos dos años después. Pero mas vale tarde que nunca, lo que quiere decir que puedo leer a mi amigo Will recomendándola desde el punto de vista crítico. ¡Que dicha!

Sobretodo las primeras secuencias son fabulosas y más tarde el desenlace de un drama humano bien llevado. Además de tratar con extrema delicadeza y perfección las escenas eróticas. Un excelente final.

¿Quién vino a ponerle "El Amante"? Nada que ver! SI "Yo Soy Amor" refleja el tono poético que tiene el filme, fue esa frase tan bella y tan misteriosa lo que me atrajo a verlo.

Buenísima!

Cornucopia para anonimarme dijo...

Igual que DS, desde hace su rato vi esta película: ¡ES EXTRAORDINARIA!

Igual que DW, no creo que sea cine para todo el mundo, debe haber buen gusto formado culturalmente para ver esta película.

No lo digo por pedantería.

Ana Álvarez Rojas dijo...

Necesito ver de nuevo esa película, qué buena, de principio a fin. La fotografía me encantó, era como "fotos" para reflexionar sobre los edificios, las esculturas (cuando estaban en el cementerio y se vino la lluvia, que belleza), las vistas de los pueblos, de la naturaleza. La poca música me dio la oportunidad de centrarme en las imágenes y cuando aparecía, era lo que se necesitaba, nada más, nada menos. Los actores, ella principalmente, sus gestos, casi sin expresión, me transmitió toda la fuerza de su personaje, lo que sentía, lo que anhelaba, lo que odiaba, lo que ignoraba, no de conocimiento sino por resignación, una resignación que se podría decir involuntaria, que descubrió casi en el instante en que se da cuenta de la existencia de Antonio, (el cocinero, que amaba pasionalmente lo que hacía), eso como que la despertó de un sueño, de un flotar en una vida que comienza en el momento en que su esposo le cercena el nombre y la nombra de otra forma, Emma, para comodidad de él, de su entorno, de su familia, de su Italia, y ella lo acepta así porque así, sin luchar, pacíficamente, como inconsciente, deja su país, Rusia y nunca más vuelve a él.
Ella como ella misma, como su historia, como su pasado, queda en Rusia, la que va a Italia es la que su marido recreó en ella; solo se trae la receta de su sopa que es la que, al parecer, la mantiene hilada a su vida anterior y que su hijo ama, el más sensible de los tres, probablemente el que le recuerda a ella de antes. Las escenas sexuales son tan hermosas que dejan de ser hasta eróticas, para pasar a ser como la perfecta visualización de la entrega, de la pasión, del encuentro entre ellos y con ellos mismos.. Me pareció que a ella le podía leer los pensamientos, sentir sus sensaciones, leer sus silencios.
¡Qué transparente!, como su piel. Tengo que verla de nuevo, definitivamente. Gracias por la sugerencia.

Ana Álvarez Rojas dijo...

Necesito ver de nuevo esa película, qué buena, de principio a fin. La fotografía me encantó, era como "fotos" para reflexionar sobre los edificios, las esculturas (cuando estaban en el cementerio y se vino la lluvia, que belleza), las vistas de los pueblos, de la naturaleza. La poca música me dio la oportunidad de centrarme en las imágenes y cuando aparecía, era lo que se necesitaba, nada más, nada menos. Los actores, ella principalmente, sus gestos, casi sin expresión, me transmitió toda la fuerza de su personaje, lo que sentía, lo que anhelaba, lo que odiaba, lo que ignoraba, no de conocimiento sino por resignación, una resignación que se podría decir involuntaria, que descubrió casi en el instante en que se da cuenta de la existencia de Antonio, (el cocinero, que amaba pasionalmente lo que hacía), eso como que la despertó de un sueño, de un flotar en una vida que comienza en el momento en que su esposo le cercena el nombre y la nombra de otra forma, Emma, para comodidad de él, de su entorno, de su familia, de su Italia, y ella lo acepta así porque así, sin luchar, pacíficamente, como inconsciente, deja su país, Rusia y nunca más vuelve a él.
Ella como ella misma, como su historia, como su pasado, queda en Rusia, la que va a Italia es la que su marido recreó en ella; solo se trae la receta de su sopa que es la que, al parecer, la mantiene hilada a su vida anterior y que su hijo ama, el más sensible de los tres, probablemente el que le recuerda a ella de antes. Las escenas sexuales son tan hermosas que dejan de ser hasta eróticas, para pasar a ser como la perfecta visualización de la entrega, de la pasión, del encuentro entre ellos y con ellos mismos.. Me pareció que a ella le podía leer los pensamientos, sentir sus sensaciones, leer sus silencios.
¡Qué transparente!, como su piel. Tengo que verla de nuevo, definitivamente. Gracias por la sugerencia.