SEGUIDORES: SE TRATA DE LA HUELLA DE CADA SEGUIDOR, ¡AL OJO! ¡DEJE AQUÍ SU HUELLA!

martes, 1 de septiembre de 2015

"El gran pequeño": cubre mucho y aprieta poco


El problema básico de la película El gran pequeño (2015), dirigida por Alejandro Monteverde, es el descaro total que tiene para manipular al espectador con sus arrebatos de melodrama desbordado como aguas en temporal. Si uno toma distancia amorosa ante el filme y su trama, se puede señalar en qué secuencias le toca llorar al público más sentimental. Al estilo de la televisión, solo falta que saquen un cartelito que diga “lágrimas”.Se trata de un niño con problemas de crecimiento, por lo que es objeto de burla del resto de la güilada. Le dicen “enano” (en la versión doblada), pero es más preciso el concepto de “little boy”, porque se une al nombre que se le dio a la bomba atómica lanzada sobre la ciudad japonesa de Hiroshima el 6 de agosto de 1945. La presencia de dicha bomba gravita en la trama hacia su final: el filme sugiere cierta alegría por el fin de la guerra de Estados Unidos con Japón, no importa el cómo. Bien, el niño en cuestión se llama Pepper Flint Busbee y él está decidido a hacer lo que sea con tal de lograr el regreso de su papá, quien fue enviado a la guerra contra Japón, según los consejos de un sacerdote. Al rato se hace notoria otra condición manipuladora del filme, amén de su esencia lacrimógena, y es la de ser un discurso católico bastante subrayado. El texto religioso de El gran pequeño se convierte en consideración ideológica que trasciende lo anecdótico o narrativo para repercutir negativamente en la entraña del filme, exactamente en su desarrollo dramático. La película ni siquiera tiene la habilidad de la parábola, porque su discurso va al cuerpo del espectador. Así, lo folletinesco (que es como echar sal en los ojos) y lo discursivo (como estar ante un sermón) conforman una unidad que nos lleva a un cine del todo conservador con sus tonos religiosos. En su contra va también la mala dirección de actores, por parejo, y sobre todo con el niño Jakob Salvati, monocorde con su rostro de niño infortunado; a su favor, el buen manejo de la música (pese a ser tanta) y de la fotografía, elementos claves en la bien lograda ambientación de época. Es perceptible la debilidad narrativa del filme, por ser relato desordenado, aunque también logra algunas buenas secuencias (el niño frente al mar y el pueblo que lo mira). Eso sí, ni las lágrimas de personas sensibles ni el aplauso de los muy católicos logran que El gran pequeño sea buena película: es apenas mediocre.

33 comentarios:

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

EL GRAN PEQUEÑO
Título original: Little Boy
México, 2015
Género: Melodrama
Dirección: Alejandro Monteverde
Elenco: Jakob Salvati, Emily Watson, Cary-Hiroyuki Tagawa
Duración: 100 minutos

Calificación: DOS estrellas ( * * ) de cinco posibles

Octavio Buitrago Arauz · CIO en Unlimited English dijo...

Creí que era una critica de arte cinematográfico no de ideología... acaso existe alguna pelicula que no tenga tambien su propia agenda de princios y valores? parece que si el director productor es creyente no le corresponde el mismo derecho.

http://www.nacion.com/ocio/cine/Critica-cine-gran-pequeno_0_1509249095.html

Edgardo Piedra · Director General en Yorkín School dijo...

"El concepto tradicional de familia, por ejemplo, es el único que el filme da por válido"...
Si el filme está ambientado al final de la II Guerra Mundial ¿que quería señor crítico? Creo que a quien se le salió lo ideológico fue a usted.

http://www.nacion.com/ocio/cine/Critica-cine-gran-pequeno_0_1509249095.html

Héctor León · Universidad Nacional de Trujillo dijo...

Qué pésima crítica, parecería que el autor se complace en atacar cualquier cosa que de muestra de compasión, moralidad o afán conservador de la película, y uno de sus motivos de tal molestia (al parecer visceral y profunda) es porque se valida la familia tradicional... Apuesto tres dedos de mi mano a que el autor es un férreo defensor de las familias "modernas" en nombre de la "tolerancia" y el "amor". Como cuando en nombre de la libertad se ataca y se destruye. Por lo visto, tal hipocresía se está generalizando. Entre a ver una crítica profesional, encontré sólo un libelo.

http://www.nacion.com/ocio/cine/Critica-cine-gran-pequeno_0_1509249095.html

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

¡Lágrimas!
He aquí una historia infantil en cine que cubre mucho y resulta dispersa

Juan Gabriel Villalobos Nuñez · Heredia dijo...

A este "dizque crítico de cine" sólo le faltó poner un cartel de Soy ateo. Ja ja
http://www.nacion.com/ocio/cine/Critica-cine-gran-pequeno_0_1509249095.html

José Mairena dijo...

Don Wílliam usted no le puede pedir coherencia narrativa a una película que, por principio, defiende la creencia sobrenatural.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Don José:
creo que sí se puede, piense en una buena película como la española "Marcelino Pan y Vino", con Pablito Calvo.

Melvin Campos Ocampo dijo...

De por sí no le tenía muchas ganas, ahora menos...

Juan Carlos Quirós S. dijo...

Correo recibido: Buen día, Respeto su comentario, y efectivamente, no soy crítico de cine, ni mucho menos, le puedo decir nada más que mi padre murió cuando tenía 10 años, y hubiese deseado compartir más tiempo con él, ahora tengo la bendición de ser padre, y atesoro cada instante que paso con mi hijo, ese amor transciende lo inexplicable e incomprensible, y estoy seguro que puede mover montañas. Maravilloso es a mi parecer que el enfoque tradicional de familia se muestre, en un mundo que camina en un norte sin valores, donde muchos temas obtienen 5 estrellas, pero cuya desvalorización de lo realmente importante predomina, claro técnicamente es buena…, no obstante, un aporte de este tipo es muy válido para todos aquellos que queremos un mundo mejor… y lleno de esperanza.
Saludos cordiales,
Juan Carlos Quirós S.
Director General de Crédito Público
Teléfono: (506) 2258-3875 Ext. 1043
Ministerio de Hacienda.

Robert Chaves / Fanatiticos del Cine dijo...

La película es producida y dirigida por mexicanos y entre ellos esta Eduardo Verástegui quien de hecho fue el principal responsable de que ese proyecto se pudiera realizar. No he visto la película pero al leer algunos comentarios sobre la crítica de D.W asumo que hay mucho de los valores católicos que siempre promueve el señor Verástegui, algo que depende del enfoque que se le de puede ser positivo o negativo.
Espero poder ver la película para comentar más a profundidad.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Robert Chaves:
que la película tenga una condimentación católica no es el problema; el problema es cuando los condimentos echan a perder el equilibrio en el sabor (narrativo y construcción del relato).

Po dijo...

DW parece que la gente muy religiosa no lee bien su crítica, solo las frases donde usted menciona lo del catolicismo como discurso que afecta el relato cinematográfico, pero no leen la segunda parte y solo sienten un ataque al catolicismo y no lo que realmente DW dice. Eso no es fanatismo pero es dogmatismo que no son lo mismo.
Le cuento que no veremos la película en mi familia panda.

Mark de Zabaleta dijo...

Una interesante valoración....


Saludos

Elbrujo Escritor / Fanatiticos del Cine dijo...

Y sí más bien el crítico es Evangelais, (evangélico con plata) aunque creo que puede ser más bien Evanhellion algo así como un pecador sin plata y sin perdón (aunque no estoy muy seguro de este término 1 por no tener plata y 2 por no ser evangélico). En fin tan mala será la película para que se termine hablando de la orientación religiosa del crítico, de todo hay en la viña del señor,
películas puretes, productores puretes,
cinéfilos puretes,
cristianos y hasta ateos puretes,
parece que ahora según las opiniones, hasta don William termina siendo un crítico purete, porqué lo sea, si no por aclamación popular, en fin no me hagan nada de caso al fin y al cabo es un comentario purete de alguien que ya no verá el filme.
(Nota no tiene que ver nada con el tema pero hacerse unos puretes es malo para la salud)

El sentir de Ana dijo...

Interesantes y divertidos comentarios. Iré a verla para opinar. Saludos DW.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Ana, no creo que valga la pena perder tiempo con este filme, más conociéndola a usted. Gracias.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

El Brujo Escritor:
¡qué habilidad la suya para escribir sin que uno le entienda nada! Saludos.

Elbrujo Escritor / Fanatiticos del Cine dijo...

Que comentario más purete don William (DW). "la película es tan purete que su orientación religiosa es el motivo del debate" así en resumen para que lo entienda mejor.

Jorge Ampuero dijo...

Aún no la veo por aquí, pero por lo que reseñas pasó de esta peli.

Saludos.

Elbrujo Escritor / Fanatiticos del Cine dijo...

No creo que usted sea un crítico purete.
Para que quede clara mi opinión en ese sentido,
por eso mencioné lo de los cinéfilos puretes.
Estamos claros DW.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

El Brujo:
Entendido.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Brujo:
No se preocupe, Elbrujo Escritor, si por ahí hay quienes han pedido que yo me "pensione" como crítico de cine de "La Nación".

Johnny Palomino · Universidad Nacional Mayor de San Marcos dijo...


Acabamos de presenciar la radiografía ideológica de un "crítico".

http://www.nacion.com/ocio/cine/Critica-cine-gran-pequeno_0_1509249095.html

Marco Antonio Esquivel Coronado · Escuela Libre de Derecho dijo...


Infórmense un poco, TODOS los críticos a nivel mundial le han hecho las mismas observaciones a la película. Si la crítica fuera de un extranjero todos lo estarían alabando, en lugar de hacer comentarios acomodados.

http://www.nacion.com/ocio/cine/Critica-cine-gran-pequeno_0_1509249095.html

Samantha Coto · Apoyo estratégico Departamento de Mercadeo en Plaza Grecia El Ingenio dijo...


No le creo que TODOS ni las MISMAS observaciones, su comentario no es "acomodado", es aventurado y hasta quijotesco.

jfrod09 dijo...

Yo por lo menos no vi un marcado ideario católico. Resaltan valores humanos fundamentales como el amor incondicional, el perdón, la tolerancia, la esperanza...que sean también valores cristianos y eso le moleste es su problema.
Con respecto a que solo se toma en cuenta la "familia tradicional" me parece lógico, dado que se ambienta en un pueblito estadounidense de los años 40...qué esperaba un desfile de orgullo gay?
Sus prejuicios son evidentes. Y si ya le han propuesto que se pensione como crítico de cine de LN yo lo apoyo, hay que dar espacio a sangre joven.

Carmen Fernández dijo...

Estoy de acuerdo con el comentario de PO.
Cuando vi la película no me convenció, es una más de lo mediocre que muchas veces nos llega.
Hay otro punto que es preocupante, algunos participantes atacan al crítico y se van solamente por esa línea. Creo que los comentarios deben estar muy bien fundamentados, con profesionalismo y respeto, pero eso no se percibe en los mismos.

Saludos, Carmen Fernández R.

Carmen Fernández dijo...

No necesariamente tenemos que estar de acuerdo con la crítica ni nacional ni internacional, pero eso no justifica ofender al analista cinematográfico en una forma tan trillada y de mal gusto.
Además algunos comentarios de este filme son incomprensibles en su contenido y muy repetitivos.

Saludos, Carmen Fernández R.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

jfrod09:
Dicen que el viño añejado es mejor vino.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Carmen:
Gracias por sus comentarios, como siempre.

Rembrandt dijo...

En cine hay para todos los gustos, quien tenga ganas de ver la peli que lo haga y quien no, se abstenga. Ojalá todo fuera tan simple, no?

Abrazos estimado William y buen finde.
REM

Rosita Brizuela dijo...

¿Mi recomendación? Hay que ver "Little boy" sí o sí. Les aseguro que va a transformar sus vidas. La peli contiene ese ingrediente esencial que necesitamos para aumentar nuestra fe. Salvo que haya alguien q no se interese en tener Fe, el largometraje toca las fibras más internas de los corazones. Estamos en el momento en que podemos con certeza afirmar: La cartelera de CR contiene cine de calidad.
" No midas tu altura de la cabeza al suelo, mídela de tu cabeza al cielo. Eso te convierte en el niño más alto de toda la ciudad".