SEGUIDORES: SE TRATA DE LA HUELLA DE CADA SEGUIDOR, ¡AL OJO! ¡DEJE AQUÍ SU HUELLA!

lunes, 5 de septiembre de 2016

"Norman": fantaciencia fallida pasa a cine de acción

Es una lástima que a una película haya que calificarla por lo que es, sin tomar en cuenta lo que pudo haber sido. Es el caso de Morgan (2016), filme dirigido por Luke Scott, hijo del afamado realizador inglés Ridley Scott, solo que el cachorro aún no cumple con aquello de que “hijo de tigre, sale pintado”. 

Estamos ante un filme del llamado género fantástico que parece interesante de primera entrada, y lo es. La trama gira alrededor de la obsesión humana por crear un ser superior, eso que le llaman “inteligencia artificial”. Al rato, desde sus diálogos e imágenes, Morgan desaprovecha el tema planteado y es como si pasáramos a otra película. En términos visuales, de una sintaxis con sentido y efecto propios del género fantástico, se pasa a un lenguaje propio del cine de acción, ¡y del violento! Con este quiebre, la película es muestra palpable de lo que el escritor argentino del género, Bioy Casares, definió como el desdén por interrogar sobre las perplejidades del hombre moderno. En este momento, la película deja de vivir la historia que traía para pasar a contarla tan sólo. Al final, queda la sensación de haber estado ante una fruta cuyo sabor invita a comerla, pero que al hacerlo nos resulta difícil de digerirla.

7 comentarios:

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Morgan

Título original: Morgan
Estados Unidos, 2016
Género: Fantástico
Dirección: Luke Scott
Elenco: Kate Mara, Anya Taylor-Joy
Duración: 92 minutos
Calificación: DOS ESTRELLAS ( * * ) de cinco posibles

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

En términos visuales, de una sintaxis con sentido y efecto propios del género fantástico, se pasa a un lenguaje propio del cine de acción, ¡y del violento! Hay una enorme merma de lo “fantástico” cuando más se necesita para la sorpresa que el filme guarda para su último tercio.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Al rato, desde sus diálogos e imágenes, Morgan desaprovecha el tema planteado, como es la polémica sobre aquello que muchos ven como inadmisible dentro de la ética de la ciencia, pero que otros ven bien dentro de los negocios de poderosas compañías que buscan lucrar con “inteligencias artificiales”.

Cuando el filme establece su más importante punto de giro o vuelta de tuerca, sobre la transformación total de la conducta de los personajes, incluida la de la “inteligencia artificial”, como paradoja, no logra mantener la debida coherencia interna dentro de su flujo narrativo. Es como si pasáramos a otra película.

Manuel Ro dijo...

Ex-machina, una obra de arte.

Cinexpress dijo...

SIGUE NUESTRO GRAN REMATE!!! Sigan haciendo sus listas de películas!!! Ya saben, al estar en la etapa de transición hacia el alquiler on line, estamos rematando todas nuestras películas a 500 colones cada una, hasta agotar existencia! Sólo entren a http://www.cinexpress.cc/ y hagan su lista. Luego nos la mandan por mensaje interno de facebook (inbox) https://www.facebook.com/cinexpress.cc/ , se lo preparamos y le decimos cuándo puede pasar por su pedido.
¡Aprovechen antes de que se agoten!

Mark de Zabaleta dijo...

Tienes una gran capacidad para resumir la verdadera esencia de una película...

Gracias

Francisco Llobet Soto dijo...

Don William, mejor vaya y vea "The Program".