SEGUIDORES: SE TRATA DE LA HUELLA DE CADA SEGUIDOR, ¡AL OJO! ¡DEJE AQUÍ SU HUELLA!

lunes, 5 de diciembre de 2016

Sully y Robinson Crusoe, cada cual con su historia

SULLY: HAZAÑA EN EL HUDSON
Fue el 15 de enero del 2009. Se le llamó “Milagro en el Hudson", cuando el piloto Chesley Burnett "Sully" Sullenberger logró llevar su avión, un Airbus A 320, a las heladas aguas del río Hudson, luego de que una bandada de aves chocara contra los motores. Sullenberger se convirtió en héroe al salvar, así, la vida de 155 personas. Sin embargo hubo voces que insistieron en que habría sido menos riesgoso llevar dicho avión a un par de aeropuertos cercanos. Lo que no imaginé para nada, en ese momento, es que un jueves 1 de diciembre, del 2016, yo estaría prácticamente extasiado frente a una pantalla de cine, con una película titulada Sully: Hazaña en el Hudson (2016), dirigida por el cada vez más asombroso realizador de cine de Estados Unidos: Clint EastwoodSully: Hazaña en el Hudson vuelve a colocarnos en el sitio privilegiado de estar ante una película de un autor pleno, ante un filme progresivamente sustancioso, capaz de desentrañar con ojo clínico no solo los acontecimientos que relata, sino también de adentrarnos en lo profundo y contradictorio de la naturaleza humana por medio de sus personajes. Si hay un mérito presente en su filme actual, es la habilidad de Eastwood para contarnos una historia que parecía no tener filo cinematográfico. Es una historia contada desde su intrahistoria, dice con sobrada razón el crítico Xavi Sánchez Pons, y añade que eso reivindica a Eastwood como un cineasta pura-sangre. Por supuesto que la gran actuación de Tom Hanks le da más sinceridad a la obra.


LAS LOCURAS DE ROBINSON CRUSOE
Había una vez una isla desierta. Cuando las hay, cualquier cosa puede suceder, como que un cartógrafo llegue a ella y se vea obligado a sobrevivir. Para hacer más agradable el asunto –si de cine se trata– es probable que el personaje se llame algo así como Robinson CrusoeEso es más factible si la película es animada, o sea, cine familiar. En este caso, el filme que nos llega hoy es de origen belga, con un colorido exquisito, y su título es “Las locuras de Robinson Crusoe” (2016), dirigida por Ben Stassen y Vincent KestelootEsta vez, los autores de la película le dan un punto de giro agradable a la historia y las aventuras de Robinson Crusoe son vistas y disfrutadas por los animales de la isla: es un grupo muy simpático y de diferentes características. Al frente está un loro sagaz, a quien Crusoe llamará Martes. Es el núcleo del filme. “Las locuras de Robinson Crusoe” intenta alentar el buen humor y, por esa ruta, hablar de la paz con una sana relación ecológica y en vida común, sí, común, entre hombres y animales.

20 comentarios:

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

SULLY: HAZAÑA EN EL HUDSON

Título original: Sully
Estados Unidos, 2016
Género: Drama
Dirección: Clint Eastwood
Elenco: Tom Hanks, Aaron Eckhart, Laura Linney
Duración: 96 minutos
Calificación: CINCO ESTRELLAS ( * * * * * ) de cinco posibles

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

LAS LOCURAS DE ROBINSON CRUSOE

Título original: Robinson Crusoe
Bélgica, 2016
Género: Animado
Dirección: Ben Stassen y Vincent Kesteloot
Elenco: Animado
Duración: 90 minutos
Calificación: TRES ESTRELLAS ( * * * ) de cinco posibles

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

SULLY

Si hay un mérito presente en su filme actual, es la habilidad de Eastwood para contarnos una historia que parecía no tener filo cinematográfico. Incluso, cuando hay escenas de acción, estas no “valen” por la acción misma, sino por el clima ahí logrado. Podemos decirlo: son parte del espíritu del filme, porque es cine con alma. ¿Ayuda a eso que la narración no sea lineal? Sin duda.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

SULLY

Uno no acaba de admirar la capacidad visual presente en esta película, lograda con solo el arte de su director para colocar la cámara y compaginar trabajo con su excelente director de fotografía Tom Stern. En 1985, para la revista francesa Cahiers du Cinéma, Eastwood dijo: “Simplemente, si leo una historia y me gusta, me digo: vamos a intentarlo”.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Al hablar de Eastwood, debo olvidar sus posiciones políticas tan conservadoras; sin embargo, puedo insistir en que sus películas reflejan otras vertientes políticas: especie de paradoja. Aparte de eso, cada uno de sus filmes son sinceras obras de arte, con las diferencias lógicas de calidad entre ellas.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

ROBINSON CRUSOE

¡Claro!, esta película se basa en el cuento infantil que alguna vez hemos leído y hasta hemos coloreado, esto es, la versión “inocente” del libro “Robinson Crusoe”, escrito en 1791, por Daniel Defoe, y considerado la primera novela inglesa.

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

ROBINSON CRUSOE

De ese libro hay cualquier cantidad de estudios sobre el aspecto filosófico romántico de la relación entre el hombre y la Naturaleza. Tampoco deja de ser un libro colonialista (el dominio del hombre blanco, sobre todo cuando aparece un sujeto natural a quien Crusoe llamará Viernes).

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

ROBINSON CRUSOE

La película inculca respeto por la Naturaleza (criterio ecológico), sin las bases religiosas presbiterianas presentes en la novela de Defoe. “Las locuras de Robinson Crusoe” es filme con momentos de humor cálido, no solo con el personaje humano, sino también con las travesuras y quehaceres de los diferentes animales de la función.
De esa manera, la película se aleja de los estudios de Carlos Marx sobre la conducta de Robinson Crusoe para explicar distintos modos de producción (de uso y de cambio), por lo que no se parece en nada a la versión de Luis Buñuel de 1954, que puede verse como moralizadora.

Francisco Llobet Soto dijo...

Gracias Señor Venegas por escribir una crítica acertada ("Sully") por primera vez en meses. Siga así. Es la mejor película del año hasta ahora. Una obra maestra de Eastwood. De las mejores de este director (y eso sí es decir algo). En mi opinión la mejor es "Cazador blanco, corazón negro", lástima que muy poca gente lo vio. Clint Eastwood, uno de los últimos genios de Hollywood. "Todo lo que sé de cine lo aprendí de Don Siegel" -Clint Eastwood. Lástima que sea republicano.

Maricela Méndez dijo...

Siempre me pregunto cómo puede el señorazo Eastwood tener ciertas posturas políticas: lo contradictorio que es el ser humano!!!

Sheldon José Rodríguez dijo...

Don William .. que haremos cuando nos falta el Sr Eastwood??
Saludos !!

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Sheldon:
Alguien aparecerá...
De por sí el mundo se está terminando, lo que será la última película humana.

Mar Sol dijo...

Extraordinario director ...!!!

Wílliam Venegas Segura (DW) dijo...

Francisco:

Lo que más me preocupa de su comentario es que, por primera vez, usted me elogia.
Algo comienza a fallar en usted.

Francisco Llobet Soto dijo...

Jajaja, es cosa de comparar su trabajo con el de Giacomelli y uno queda convencido. "Esa parte me recordó a El resplandor" -Mario Giacomelli acerca de "Entonces nosotros" de Hernán Jimenez

Mark de Zabaleta dijo...

Buena crítica...


Saludos

Sergio dijo...

Sucedió el 15 de enero del 2009, cuando el vuelo de US Airways 1549 hace un aterrizaje forzoso en el río Hudson luego de cruzarse con una bandada de gansos que destruyen las dos turbinas del avión. Una emergencia casi catastrófica —con apenas tres minutos de vuelo— que no cobró ni una sola de las 155 vidas que iba a bordo, gracias a la astucia y rápido pensamiento del capitán Chesley Sullenberger: “Sully”.
Este acontecimiento es el que llega ahora contado a través del lente del veterano Clint Eastwood, quien decide hacer de capitán la figura principal de esta película. Una manera de representar el viaje de un personaje específico junto a la historia verdadera que impactó hace unos años en Nueva York.

Con Sully, Eastwood se permite elaborar cada imagen con precisión y maestría. Consigue mostrar —y demostrar una vez más— que los aspectos técnicos no necesitan entrometerse en el relato para que fluya correctamente, pero que, a la vez, son la base más importante para que se desenvuelva y permita el enganche necesario en el disfrute del espectador. Resulta un trabajo cuidadoso y de excelente edición para ir y venir con la historia que es contada más desde la emocionalidad de los personajes que durante las secuencias de la caída del avión. Ahí, cada encuadre está cuidado de manera que la fotografía se sienta como propia de su mundo; en este caso, de tonos azulados, blancos y grises que representan la vastedad no solo del cielo, sino del agua. Representación del peligro arriba, en vuelo, y abajo, en el helado río.

Así, la historia se cuenta con buen uso de los flashbacks (excepto uno un poco fuera de lugar) y con las situaciones presentes. Algo así como buscar evidencia y armar las piezas del rompecabezas conforme aparecen los indicios de cómo sucedió verdaderamente el hecho, culminando en la grabación de los 208 minutos durante la emergencia. Es así como lo confecciona el guion de Todd Komarnicki, quien recrea bien los hechos verídicos y el viaje de ficción que vemos, ambos representados en pantalla de manera orgánica y sin que ningún recuerdo o acontecimiento parezca forzado o innecesario para la historia que se quiere contar.

Sergio dijo...

Lastimosamente, Sully no va un poco más allá de su personaje principal (Laura Linney queda tremendamente desperdiciada aquí). Las ideas secundarias tienen la mejor intención y resultan apropiadas para generar empatía (en el caso de varios tripulantes a los cuales se les sigue la pista), pero son el piloto y el copiloto quienes más interesan aquí (encarnados con elegancia y vulnerabilidad por Tom Hanks y Aaron Eckhart). Como el mismo subtítulo en español lo dice: es una increíble hazaña, pero, al serlo, el filme sigue a quien realizó dicha hazaña y las consecuencias que tuvo especialmente en la figura principal. ¡Y eso está bien! Es donde surgen los dilemas humanos y consecuencias de algo que solo esa persona pudo haber sentido y cómo llega al punto de abrumar tanto que ni él mismo sabe qué pensar. Es ahí que el filme también se presta un poco para la demostración de las poderosas compañías que harían lo que fuera por no perder dinero, incluso si eso implica ignorar ese factor humano que tanto insiste el capitán que estuvo presente, claramente.

Al final, Sully parece cine simple en su aspecto, cuando en realidad es parte de una complejidad técnica y creativa que funciona para relatar su propia versión de eventos, que parecen fácil de montar, pero en realidad requieren maestría y experiencia para lograrlo. Sin olvidar el aprovechamiento excelente y adecuado de los efectos visuales y de sonido que terminan de concretar la atmósfera general y cada escena que aparece el avión, resulta una película importante y atrapante gracias a su buen manejo visual y de actuaciones. Sully no es necesariamente la última maravilla, pero sí una excelente elección de cine bien hecho para ver antes de que termine el año. Listos para despegar.

Rembrandt dijo...

Si ud.lo dice mi estimado William, Sully debe ser una gran película a no dudar. No obstante y seguramente no la veré, esta lejos de mi gusto como espectadora.
Robison Crusoe, interesante para los niños que han leído el libro y un incentivo para aquellos que todavía no lo hicieron.
Como sea dos buenas propuestas para muchos.

Lo abrazo querido amigo.

REM

Carlos Echinope Arce / EDITOR / Letras Espacio Latino/ dijo...


CRÍTICAS de DW en LETRAS

Las locuras de Robinson Crusoe (Bélgica, 2016)
http://letras-uruguay.espaciolatino.com/aaa/venegas_william/las_locuras_de_robinson_crusoe.htm


Sully: Hazaña en el Hudson (Estados Unidos, 2016)
http://letras-uruguay.espaciolatino.com/aaa/venegas_william/sully_hazanas_en_el_hudson.htm